Por la Resistencia Campesina, la permanencia y la tenencia del territorio.

Asociaciòn de Campesinos del Sur de Còrdoba "ASCSUCOR"

Ejército detiene ilegalmente y extorsiona al dirigente campesino de Córdoba, Arnobis Zapata

La ONG ASCSUCOR, organismo defensor de DDHH y DIH del sur de Córdoba denuncia ante la comunidad nacional e internacional, medios de comunicación, organismos defensores de derechos humanos e instituciones nacionales e internacionales las violaciones y robo cometidas por uniformados del ejército nacional en el líder campesino y presidente de la asociación Arnobis Zapata.

ANTECEDENTES:

Arnobis Zapata Martínez, quien es líder campesino y presidente de la asociación de campesinos del sur de córdoba, quien también es integrante de la mesa agropecuaria y popular de interlocución y acuerdo MIA y militante del movimiento político y social marcha patriótica hace mucho tiempo viene siendo estigmatizado y señalado por parte de la fuerza pública, toda ella en su conjunto: policía y ejército, en el marco del paro agrario nacional, cuando se disponía a organizar la salida de los campesinos y campesinas del sur de córdoba que participarían en el paro agrario agosto 2013 fue conducido y retenido por integrantes de la policía local hasta la estación policial del municipio de puerto libertador quienes lo acusaron de ser parte de la insurgencia de las farc, al mismo tiempo y en la misma instancia amedrentaban al vicepresidente de la asociación Over Pila instigándolo para que hiciera parte de la red de cooperantes, estos hechos ya denunciados y en ejercicio ante la procuraduría general de la nación.
 

HECHOS:

En la noche del 20 de febrero, el padre del líder Arnobis Zapata, el Señor Aurelio Zapata Rojas de 58 años de edad tuvo una crisis en su salud debido a que padece complicaciones del hígado y debía ser trasladado desde su lugar de residencia en la vereda rio sucio hasta la cabecera municipal para que fuese atendido en el camu del municipio de puerto libertador.

Mientras El líder campesino Arnobis Zapata, acompañado por su hermano Deimer Zapata y el enfermero que labora en el corregimiento de juan José se trasladaban en búsqueda de atención médica urgente para el enfermo fueron abordados por uniformados del ejército nacional, al parecer pertenecientes a la brigada móvil número 16, que está a cargo del Coronel Calderón y quienes estaban al mando del teniente Vargas en un paraje cercano a la vereda la piedra a las 10 de la noche quien ordenó detener el automotor en donde trasladaban al enfermo y retuvo al líder Arnobis Zapata, procediendo a requisarlo de manera arbitraria, inclusive sacaron de forma autónoma los documentos personales y privados del líder que contenía en su billetera y agenda de trabajo.

Le gritaron al hermano del líder Arnobis Zapata, al joven Deimer Zapata que se marchara del lugar porque a su hermano Arnobis lo iban a conducir en helicóptero, aparentemente privándole la libertad, el hermano de Arnobis se negó a retirarse del lugar. Transcurrido un tiempo promedio de 40 minutos, luego de reunirse entre ellos, los militares le dijeron al Líder Arnobis Zapata que “para dejarlo seguir debía pagarles ochocientos mil pesos”, monto con el que contaba el líder para acarrear todos los pormenores de la gravedad de su padre.

Bajo la presión de estos militares Arnobis accedió a entregarles el dinero que pidieron, para que de esta manera pudiera continuar el viaje hasta el camu de puerto libertador con su padre en grave estado salud.

Al llegar al camu, de forma inmediata el Señor Aurelio Zapata Rojas es remitido hasta la ciudad de montería debido a lo critico de su estado; el día 21 de febrero es remitido hasta la ciudad de Cartagena, en donde se encuentra inconsciente, internado en cuidados intensivos en la clínica higea. Su estado de salud es reservado.
 

ANTE ESTOS GRAVES HECHOS

EXIGIMOS:

1. Que la fiscalía general de la nación investigue, individualice, responsabilice y judicialice a los miembros del ejército nacional que atracaron al líder Arnobis Zapata, hurtándole ochocientos mil pesos.

2. Que la procuraduría general de la nación haga seguimiento y sanciones pertinentes por los derechos violados en este caso, en especial el derecho a la atención a la salud que fue vilmente agredido por uniformados del ejército en la vida del Señor Aurelio Zapata Rojas.

3. Que la Defensoría del Pueblo Colombiano intervenga en salvaguarda de los derechos humanos y la dignidad de nuestros campesinos y campesinas que diariamente vienen siendo maltratados, robados y violentados por el ejército nacional, como es el caso del líder Arnobis Zapata y su Padre Aurelio Zapata Rojas.

RESPONSABILIZAMOS:

Al Estado Colombiano, en cabeza del Presidente Juan Manuel Santos Calderón, al Ministro de Guerra Juan Carlos Pinzón, a las Fuerzas Militares, especialmente al coronel calderón de la brigada móvil número 16 y en especial al teniente Vargas por todo lo anteriormente denunciado y por la supervivencia del Señor Aurelio Zapata Rojas quien a esta hora se debate entre la vida y la muerte.

SOLICITAMOS:

 

A la comunidad Nacional e Internacional, a las organizaciones defensoras de Derechos Humanos, el acompañamiento y apoyo ante esa violación al DIH y vulneración de los derechos humanos fundamentales que concurrieron en la relatoría de estos hechos y a difundir públicamente esta denuncia.

"Somos marcha, Somos Paz"